Historias de un estudio, 2

Las últimas semanas (o meses) he estado muy atareada buscando nuevos materiales para las bolsas y estudiando nuevos diseños. Estoy deseando enseñarte más, pero como esto de la creatividad es algo orgánico, prefiero respetar su evolución natural y enseñar sólo lo que es 100% seguro. ¡Allá voy!

Creamarie lona gris antracita

Una colección permanente

Desde que comencé a diseñar bolsas de labores, mi plan era hacerlas en ediciones limitadas, para experimentar con materiales y diseños diferentes. Después de varios meses así, ya ha llegado el momento de crear una colección permanente.

En esa colección es en lo que estoy trabajando y está siendo un auténtico reto. Hay que encontrar materiales ideales y proveedores en los que confiar. Repasar el diseño mil veces y hacer muchos números. Y encontrar el equilibrio entre los valores ecológicos y de transparencia, y un producto que sea económicamente sostenible.

Esto último es lo que menos tiempo me ha llevado, pero lo que más me ha costado encontrar. He tenido que rebuscar y sacar mi lado más práctico y escuchar muchas pegas de mi ensordecedor lado romántico. Pero al final he conseguido ponerlos de acuerdo y la cosa sigue adelante.

Paleta de colores

Las nuevas bolsitas estarán disponibles en color piedra claro y gris antracita.

El piedra claro lo utilicé en la última edición limitada que hice y es una maravilla. El color es el resultado de mezclar el algodón y el lino en sus tonos naturales, sin teñir. Le tengo especial cariño a este tejido porque está cultivado en Andalucía con métodos sostenibles.

Creamarie paleta de colores

El gris antracita es una novedad. Es una lona de algodón orgánico con certificado GOTS, producido en Países Bajos. Estoy un poco obsesionada con él desde este invierno. Me parece un color sofisticado y elegante que puede hacer de la bolsa de labores un complemento top, propio del S.XXI.

El rosa empolvado seguirá siendo el color fetiche de Creamarie. Hasta ahora, y dada la reducida paleta de colores de tejidos orgánicos que existe, lo he conseguido tiñendo lona cruda con huesos de aguacate. En la foto puedes ver el último lote que he teñido. Y aquí puedes ver cómo es el proceso, totalmente artesanal y ecológico.

Creamarie lona teñida con huesos de aguacate

Más adelante, iré incorporando nuevos colores. Se aceptan sugerencias 😉

Patrones de punto

Algo que siempre he querido hacer es publicar patrones de punto. ¿Por qué no lo he hecho antes? Porque soy una tejedora limitada. En mi pasado ganchillero, podía estar horas y horas tejiendo sin problemas. Hasta que empecé a tenerlos en mi brazo/mano derecho.

Ahora no puedo pasar mucho tiempo tejiendo. Tengo que hacer estiramientos antes, durante y después de cada sesión y si quiero evitar la operación quirúrgica, estiramientos de cuerpo entero diarios. Y aún así, noto el sobre esfuerzo.

¡Pero adoro tejer! Sobre todo lo que yo diseño, porque puedo hacer realidad una idea y eso es lo que más me gusta del mundo. Así que no seré una diseñadora muy prolífica, pero sí que seré constante.

Aquí te enseño los preparativos del chal que quiero publicar como primer patrón Creamarie. Probablemente será en septiembre.

Creamarie proyecto de punto chal

Si quieres participar como tester, no tienes más que enviarme un email 😉

Hasta pronto,

Rosa M.

SI TE GUSTÓ ESTE POST... ¡COMPÁRTELO!
Publicado en HISTORIAS.

2 Comentarios

  1. Hola creamarie
    Me gustan mucho tus bolsas y seguro que ese primer chal va a ser un éxito. De hecho, me ha picado la curiosidad y sí me podria interesar el tejer la prueba. Me puedes dar información?
    Un saludo
    Sol San Luis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.