¿Cómo es tu ambiente favorito para tejer o coser?

Madejas grandes verdes

Y por fin llego a casa. He pasado todo el día imaginando el momento de prepararme un cacao calentito, sentarme con las piernas en alto y sentir en mi regazo el ronroneo calmante de Penny.

¡Tin! — Avisa el microondas. Mi sillón favorito me espera junto al balcón. Todavía entra la luz del atardecer.

Estiro el brazo y allí estan. Unas mullidas y enormes madejas de lana con las que planeo hacerme un jersey. Cojo las agujas de bambú, suaves y ligeras, y empiezo el ritual de siempre.

1, 2, 3… La gata se estira, qué a gusto está… 8, 9, 10… Flojitos, los puntos se montan flojitos… 14, 15, 16… Qué suave es esta lana… 22, 23, 24… Mmm, qué ganas tenía de estar un ratito tranquila…

Mientras tanto, ya estoy planeando mentalmente cómo voy a transformar la falda con la que conjuntar el jersey. En cuanto tenga un fin de semana libre, me pongo con ella.

De fondo suena Planetarium de Justin Hurwitz.

Este es mi ambiente favorito y más probable. A veces, a modo de ensoñación, le añado una chimenea crepitante y un sillón orejero. Otras veces sustituyo el balcón por una terraza llena de flores con vistas al mar. Y, ocasionalmente, me transporto a una buhardilla de París con bobinas de hilo, maniquíes Stockman y rollos de telas por todos lados.

Ahora me encantaría leerte en los comentarios:

¿Cómo es tu ambiente preferido para coser o tejer? ¿Sueñas con algún otro?

Gracias por pasarte por aquí y feliz día 🙂

Rosa M.

COMPÁRTELO!

5 Commentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

EN | ES